Slider

Debido a que le informaron que sobraban dosis contra COVID-19 en el municipio de Oquitoa, en el estado de Sonora, el alcalde de Caborca, Librado Macías, viajó durante 35 minutos hasta el centro covid y se colocó una vacuna.

Un Brigada de Vacunas se comunicó con el político de 66 años para avisarle que habían sobrado 6 dosis contra covid-19. Oquitoa es un Municipio de aproximadamente 500 habitantes.

Cabe señalar que, Oquitoa forma parte de las 45 comunidades que recibieron el biológico para personas de la tercera edad y que tienen menos de mil habitantes. Las dosis llegaron al lugar desde el domingo pasado y comenzó la aplicación este lunes.

La acción de Librado Macías representaría una flagrante desobediencia al reglamento estatal y federal, el cual establece que los servidores públicos no pueden recibir la vacuna.

Hasta el momento se desconoce si habrá sanciones contra el funcionario, pero es importante mencionar que si él no hubiera tenido su puesto como alcalde hubiera sido considerado para recibir la vacuna de AstraZeneca.

Comentarios