Slider

El sinaloense José Luis Urquidy, pitcher de los Astros, tuvo ayer de frente a AJ Hinch, manager de los Tigres, quien hace un par de años dirigía a la organización texana y le dio la oportunidad de debutar en Grandes y a la postre tener una apertura en la Serie Mundial, alguien a quien siempre reconocerá el impacto que tuvo en su vida deportiva.

Hinch manejó a los Astros entre 2015 y 2019, llegando a la postemporada en cuatro de cinco campañas, conquistando la Serie Mundial de 2017 y cayendo en la 2019. En 2020 fue despedido después de que se dio a conocer el escándalo de robo de señales y fue suspendido por el comisionado de Grandes Ligas.

“Le tengo todo el cariño y todo el respeto del mundo”, dijo Urquidy sobre Hinch, quien tras terminar su suspensión fue contratado por los Tigres. “Él me dio la oportunidad para estar en el mejor beisbol del mundo y luego, en mi año de novato, la oportunidad de abrir un juego en la instancia más importante, definitivamente es alguien que estará siempre en mi mente” menciono el pitcher.

El derecho mexicano, quien hizo apenas su primer roster de inicio de temporada, no ha podido ganar en sus primeras dos aperturas de esta campaña con la novena, que desde el año pasado dirige Dusty Baker.

En su primera salida, permaneció cuatro entradas y un tercio en las que aceptó dos carreras, y se fue sin decisión. En la más reciente, el sábado, trabajó seis capítulos de cuatro carreras y cargó con la derrota frente a los Atléticos.

Comentarios