Slider

Una serie de nuevas observaciones, sumadas a la aplicación de geometría cósmica, sugieren que el universo tiene 13.770 millones de años, con una desviación de 40 millones de años aproximadamente. Los datos están consignados en dos artículos publicados en el Journal of Cosmology and Astroparticle Physics y constituyen un nuevo aporte al debate de la comunidad astrofísica en torno a la antigüedad del universo.

Un investigador de la Universidad de Cornell fue coautor de uno de los dos artículos sobre los hallazgos, que agregan un nuevo giro al debate en curso en la comunidad astrofísica. 

El estudio del cual da cuenta esa publicación científica se titula “The Atacama Cosmology Telescope: A Measurement of the Cosmic Microwave Background Power Spectra at 98 and 150 GHz” y utilizó información recopilada mediante el Telescopio de Cosmología de Atacama (ACT), que opera en la National Science Foundation (NSF) en Chile. El autor principal es Steve Choi, becario postdoctoral de Astronomía y Astrofísica de la NSF en el Centro Cornell de Astrofísica y Ciencias Planetarias.

Esa información coincide con la proporcionada por el modelo estándar del universo, así como las mediciones de la misma luz realizadas por el satélite Planck de la Agencia Espacial Europea, que estudió los vestigios del Big Bang de 2009 a 2013.

En 2019, un equipo de investigación que indagó en los movimientos de las galaxias calculó que el universo es cientos de millones de años más joven de lo que predijo el equipo de Planck. Esa discrepancia sugirió que podría ser necesario un nuevo modelo para el universo y generó dudas de que uno de los conjuntos de medidas podría ser incorrecto.

“Ahora hemos encontrado una respuesta en la que Planck y ACT están de acuerdo. Habla del hecho de que estas difíciles mediciones son confiables”, señaló en un comunicado Simone Aiola, investigadora del Centro de Astrofísica Computacional del Instituto Flatiron y autora de los artículos.

Comentarios