Slider

CRITICA 

GASPAR NAVARRO 

Lo cortés no quita lo valiente: Claudia 

Aunque la gobernadora Claudia Pavlovich le entregó al Presidente López Obrador una propuesta de apoyo para los 72 municipios de Sonora con una inversión mayor a los 3 mil millones de pesos para el 2021, los emisarios del pasado del PAN y personajes políticos que buscan reflectores atacando a la mandataria, se le fueron a la yugular porque en el  último evento presidencial en Hermosillo utilizó un lenguaje coloquial para solicitar más recursos a los municipios. 

Para tratar de frenar a las hienas que quieren su sangre por no confrontar a López Obrador y exigirle cancelar los recortes presupuestales federales para Sonora en el 2021, la gobernadora Pavlovich ofreció una disculpa a través de su cuenta de Twitter por considerar que la petición que hizo al presidente López Obrador no estuvo a la altura de los sonorenses. 

“Lo cortés no quita lo valiente. Aunque ayer en lo público hice una solicitud de forma coloquial que reconozco no estuvo a la altura de los sonorenses y por lo cual ofrezco una disculpa a quienes se sintieron ofendidos”, escribió en su cuenta de Twitter. 

En el criticado discurso en el viejo estadio de Beisbol capitalino “Héctor Espino” durante la presentación del Programa de Mejoramiento Urbano para Hermosillo y Cajeme, la mandataria sonorense solicitó a López Obrador “si se puede algún recurso para Cajeme, y lo que se pueda para los 70 municipios restantes; una obrita que ustedes decidan siempre son bienvenidas, pero es muy importante,  usted sabe Presidente como manejar la mano izquierda y la derecha”. 

Como se saben en el proyecto presupuestal de 2021 se incluyó una sola obra para Sonora: la carretera Agua Prieta-Bavispe, por lo que la gobernadora Pavlovich no solo pidió “una obrita extra” para los municipios, sino entregó un documento con 173 proyectos que representan más de 3 mil millones de pesos de inversión para obra pública en municipios, el cual espera sea tomado en cuenta antes de votar el proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación 2021. 

Ese documento con propuesta de apoyos por 3 mil millones de pesos para el 2021, dijo la gobernadora que lo defenderían el Estado y Municipios, ante el Gobierno Federal y el Congreso de la Unión, pero lo cierto es que los alcaldes (con excepción de la alcaldesa de Hermosillo, Célida López Cárdenas quien gestionó de manera directa ante la federación recursos para pavimentación) no tienen habilidad ni experiencia política para ir a tocar puertas al gobierno federal, o ante legisladores federales para exigirles etiquetar recursos para sus municipios. 

Está el caso de la Asociación de Alcaldes del PAN (Amanes) de 12 municipios, quienes de manera cómoda cuestionan las formas de gestionar recursos de la gobernador Pavlovich ante López Obrador, pero se quedan cruzados de brazos esperando solo los beneficios de los cabildeos que ahora critican por considerarlo como una sumisión y falta de valentía, pero no dudan en extender la mano para recibir el apoyo generoso de la gobernadora de recursos que fluyen por sus buenos oficios ante el gobierno federal. 

El ingrato del alcalde panista de Peñasco “Kiko” Munro, muerde la mano de la gobernadora, siendo que durante la pandemia Claudia avaló la reapertura de las playas de Puerto Peñasco, y el ingreso de turistas norteamericanos y nacionales para evitar el colapso económico del sector turístico.  

Todos los gobernadores tienen su librito, y la mandataria sonorense utiliza la diplomacia política, la institucionalidad, en lugar de la confrontación que solo llevaría a un camino de perdición a los sonorenses como vemos en Chihuahua, Jalisco, Nuevo León, y otras entidades olvidadas del favor presidencial, siendo que en Sonora aun se tiene el reconocimiento del Poder Ejecutivo a la labor institucional de la mandataria. 

“Lo cortés no quita lo valiente”, advirtió la gobernadora Pavlovich para defender su lenguaje coloquial para solicitar mayores apoyos a López Obrador, quien a pesar de los recortes draconianos escucha a la mandataria sonorense y la atiende, como es el caso de la compra de los viejos estadios de beisbol que le dejaron al Estado unos 800 millones de pesos federales para obras de infraestructura urbana a Hermosillo y Cajeme. 

Y como en el caso de la rifa del avión, el Gobierno de Sonora vendió los estadios de Hermosillo y Ciudad Obregón al gobierno federal pero sigue conservando sus beneficios, al convertirlos la federación en clínicas del deporte rey en beneficio de las juventudes sonorenses, siendo esas dos clínicas parte de las cinco escuelas que se abrirán en todo el País.  

Los que deberían de cuidar su lenguaje son los 12 alcaldes de Acción Nacional que cuestionan a la gobernadora con lenguaje soez, arrabalero, con golpes bajos, mostrando su ingratitud a una gobernante que los ha visitado hasta en seis ocasiones en su mandato para escucharlos, atenderlos y extenderles su mano generosa que ahora muerden. 

Después de que se les pase la soberbia y los efectos de la manipulación política, los 12 alcaldes volverán con la cola entre las patas a Palacio de Gobierno con la mano traidora extendida esperando apoyos aunque sean chiquitos y lo que caiga es bueno, pero la gobernadora los recibirá porque también la parieron política, pero deben de estar advertidos que al igual que su Maestro ella no es rencorosa, pero tiene buena memoria. (g_navarro_ruiz@hotmail.com)

Comentarios