Slider

El Presidente Andrés Manuel López Obrador reveló esta mañana que se realiza una prueba de COVID-19 todos los martes, por lo que mañana le corresponde someterse a otra, con la que se podría saber si José Rafael Ojeda Durán, titular de la Secretaría de Marina (Semar), lo contagió o no, pues apenas el viernes pasado tuvo contacto con él y entre semana participa en las reuniones del Gabinete de Seguridad en Palacio Nacional.

El mandatario mexicano reiteró que guarda la sana distancia con las personas y que no ha tenido ningún síntoma. “Desde el principio se ha mencionado que si hay tos, si hay calentura, si hay dolor de cuerpo, pues hay que asistir al médico y hacerse la prueba. Son como los síntomas básicos. Yo no he tenido afortunadamente eso”, dijo.

Desde el Salón Tesorería de Palacio Nacional, pidió a la población que no se confíe porque se trata de “una pandemia muy peligrosa”, la cual “causa mucho daño, mucho dolor, sobre todo se ensaña con quienes tienen más edad, padecimientos cardiacos, hipertensión, diabetes, lo que ya sabemos”.

Comentarios