Slider

La vacuna de AstraZeneca tiene la ventaja de ser barata (3 dólares por dosis, con variaciones según los costos de producción locales). AstraZeneca se ha comprometido a venderla sin hacer beneficio.

También es fácil de almacenar: puede conservarse a la temperatura de un refrigerador, entre 2ºC y 8ºC, a diferencia de las vacunas de Moderna y Pfizer, que solo pueden almacenarse a largo plazo a temperaturas muy bajas -70°C.

Según el laboratorio británico, tiene una eficacia promedio del 70% (frente a más de 90% para Pfizer/BioNTech y Moderna), resultado validado por la revista científica The Lancet. Sus efectos secundarios son extremadamente reducidos, sólo un paciente de los 23.754 voluntarios del ensayo los experimentó. Se trataba de un caso de mielitis transversal (una enfermedad neurológica rara).

Su eficacia es de 90% para los voluntarios que inicialmente recibieron media dosis y un mes más tarde una dosis completa, pero solo de 62% para otro grupo que fue vacunado con dos dosis completas administradas con un mes de diferencia.

La inyección de media dosis se debió a un error y solo un pequeño grupo había seguido el segundo protocolo, lo que generó críticas y preocupación y llevó a la empresa a realizar estudios adicionales.

Comentarios