Corrupta opacidad

103
0
Slider

En materia del obsesivo discurso anticorrupción del presidente Andrés Manuel López Obrador, bien puede resumirse como el burro hablando de orejas; en casa de herrero azadón de palo; dime de qué presumes y te diré de qué careces; repetir una mentira hasta hacerla percibir como verdad, y así. 

Valga esta referencia en el marco de la celebración del Día Internacional Contra la Corrupción, asignatura en la que como propaganda electoral redituó impresionantes ganancias en votos para los ahora instalados en el gobierno federal, que a la luz de lo ocurrido en los dos últimos años representa otro sonoro fracaso. 

La falacia como producto final de actos de corrupción gubernamental puede ejemplificarse con esos alardeados miles de millones de pesos que presuntamente se han ahorrado combatiendo a la corrupción, cuando menudean datos concretos respecto a que las malas prácticas persisten, así como persiste la impunidad. 

Con la bandera anticorrupción, López Obrador eliminó programas, canceló obras y emprendió acciones que violan elementales principios de transparencia en el destino de recursos públicos, quedando todo en meros discursos y demagogias, de quien ha resultado un soberano fracaso en eso de barrer de arriba hacia abajo. 

Andrés Manuel López

Sí, la política anticorrupción solo queda en un discurso, ya que sin estrategia para prevenir y evitar la deshonestidad gubernamental, también resulta evidente la impunidad que gozan los corruptos actuales, mientras que los del pasado son como monedas de cambio que se mantienen en el ámbito publicitario. 

Embarrado por comprobados actos de corrupción de su parentela y por los de sus colaboradores cercanos, López Obrador cada vez ve más desgastada su socorrida muletilla de “no somos iguales”, cuando para efectos de la percepción popular, cada vez más se arraiga el que son peores. 

Miren, una de las principales fuentes de corrupción de cualquier gobierno es la adjudicación directa de contratos por compra-venta de bienes y servicios, rubro en el que la 4T supera el 75 por ciento y la otra fuente es asignar posiciones en la burocracia a personas que no reúnen el perfil para el desempeño de su encargo y solo condicionado a lealtades incondicionales. 

Y ese es el resultado de la carencia de una estrategia concreta para combatir el flagelo de la corrupción oficial y sólo quedarse en discursos y demagogia y no solo eso, sino también rodearse de afamados corruptos y de quienes si no lo eran, fue porque nunca habían estado donde hay. 

Claudia Pavlovich

López Obrador debió aprender de la estructura que construyó en Sonora la gobernadora Claudia Pavlovich para cerrar grandes espacios y hasta rendijas por donde se fugaban recursos públicos, a través de un complejo sistema de vigilancia, supervisión y fiscalización utilizando herramientas tecnológicas y sobre todo, mediante la asignación de servidores públicos de comprobada honestidad en las posiciones consideradas sensibles. 

En Sonora no existen denuncias de corrupción en el ejercicio presupuestal del gobierno del Estado y a nivel nacional se reconoce la vanguardia que ocupa en materia de transparencia y rendición de cuentas, lo cual se debe a toda esa estructura preventiva y de fiscalización soportada por ejemplo, por el contralor Miguel Angel Murillo y sus órganos de control interno; el titular del ISAF, Jesús Ramón Moya Grijalva y su ejército de auditores; la participación del ISTAI y su quisquillosa tutela al derecho a la información, entre otros, constituidos en retenes disuasivos de malas mañas, pero sobre todo, el ejemplo de la incorruptible gobernadora del Estado. 

Si no fuera cómplice, debiera ser preocupante para el presidente López Obrador lo común que se han vuelto las denuncias y sospechas concretas de actos de corrupción de en su gobierno, que a la luz de lo que se viene sobre el barril sin fondo en que se han convertido sus afamados programas sociales, con millonarios desvíos de dinero, será insuficiente el argumento de que se debe a intereses electorales. 

El acto de corrupción más publicitado hasta ahora, es la no rifa del avión presidencial que luego de la monumental engañifa perpetrada en contra de los mexicanos, ha dejado de ser tema, así como dejó de serlo la millonaria compra de cientos de autotanques o pipas para la distribución emergente de combustibles cuando su fallido combate al huachicoleo, unidades que nadie sabe dónde quedaron. 

Miguel Angel Murillo

Por la lenidad y complicidades de la Secretaría de la Función pública, su misma titular Irma Eréndira Sandoval, Manuel Bartlett y familia; e integrantes de la familia presidencial, han quedado impunes, mientras casi todos los días aflora la podredumbre. 

Miren, la Auditoría Superior de la Federación ya investigó este caso y encontró que en el Ejercicio 2019 se desviaron 386 millones de pesos del programa Crédito Ganadero a la palabra de la Secretaría de Desarrollo Social, (Sader), a través de compras simuladas de ganado y un padrón de beneficiarios fantasma en el que aparecen 8 mil 500 productores cuya información no es transparente ni confiable. 

En la SEDATU se auditan millonarios recursos que nunca llegaron para la ejecución de obras en comunidades marginadas; miles de millones de pesos de programas sociales no llegan a los supuestos beneficiarios y Sonora es un punto importante en esa investigación de la ASF, en la cual el delegado Jorge Taddei es actor principal y no como testigo, si no como presunto responsable, aunque también debería ser sancionado como incompetente, que también eso es corrupción. 

Y luego está este estallido en la mera jeta de la 4T sobre sobornos multimillonarios de la empresa Vitol, para que ese gigante comercializador de energéticos a nivel mundial, ganara contratos lucrativos y obtuviera ventajas competitivas obre otros postores, que de acuerdo al Departamento de Justicia de los Estados Unidos es una práctica que viene del sexenio pasado y se mantiene en el actual, teniendo a México como importante protagonista al igual que Brasil y Ecuador.  

De acuerdo a la indagatoria en proceso, con el acuerdo de consultoría falsa, Vitol promovió que las entidades crearan facturas falsas que la comercializadora envió al intermediario y las usó para justificar los pagos, mientras que el intermediario, cuyo nombre no se menciona, transfirió los sobornos a cuentas contraladas por las entidades mexicanas dirigidos al funcionarios mexicanos en los que se incluyen al ya santificado Emilio Lozoya, a sucesor en Pemex, Carlos Alberto Treviño y al actual ingeniero chorizo, Octavio Romero, éste último filántropo de Felipa Obrador. 

Sara Valle

En otras palabras, el discurso anticorrupción de López Obrador contrasta con los resultados en la materia en los últimos dos años y los efectos van más allá de las mordidas que cobran policías locales; extorsiones de guardias nacionales a tiradores; mochadas para acelerar tal o cual trámite, datos que, de acuerdo al INEGI, conjuntan que la percepción social sobre corrupción se ha incrementado hasta casi el 20 por ciento en el primer semestre de este año, respecto a diciembre del 2018. 

Y para el presidente y MORENA, la mayoría de las administraciones municipales bajo su mando son repelentes verrugas que gozan de impunidad, destacando las alcaldesas de Guaymas y Navojoa, Sara Valle y Rosario Quintero, y los alcaldes Sergio Pablo Mariscal, Cajeme, y el de Empalme, Francisco Genesta. 

En fin, mejor le vamos a entrar a la aparente desbandada en el partido Movimiento Ciudadano en Sonora, sin que tengamos bien a bien explicadas las causas y sobre todo destinos, de quienes le tiraron los fierros al dirigente nominal, Carlos León, quien también vía redes sociales espetó que el MC tiene las puertas abiertas para cualquiera que quiera entrar o salir. 

Ya tarde, el martes nos enteramos de la renuncia de Francisco Javier Zavala a la posición de asesor jurídico que había venido desempeñando desde hace cinco años, siempre pegado a la barda cuidando la pulcritud legal en los posicionamientos legislativos de la diputada María Dolores del Río en los últimos dos años, y antes, en tareas ante instancias electorales.   

“Después de 5 años de asesor jurídico y electoral de @MovCiudadanoSon, hoy me separo del mismo, por no coincidir con el proyecto político que lo encabeza, ni compartir sus decisiones. La lealtad, congruencia y dignidad son principios elementales, y siempre hay que luchar por ellos”, tuiteó el profesional de la abogacía. 

F. Javier Zavala

Tal renuncia, pero a su militancia en ese partido, también lo dio a conocer este miércoles Jesús Madrid, hijo de la diputada Del Río, quien argumentó no coincidir con la visión y la gente que encabeza el proyecto del MC en Sonora, “y por congruencia personal, decido retirarme”. 

Hicimos diversas consultas al respecto y no logramos mayores datos concretos a los aludidos en esos posteo, por lo que quedamos libres para especular respecto a que todo indica que en la desbandada se incluye la misma diputada y equipo cercano, luego que no pudieron embonarse los intereses, estrategias, y prospectivas de quien pasó a controlar a esas siglas en esta entidad con la venia de Dante Delgado: Ricardo Bours Castelo. 

En efecto, esa franquicia partidista cambió de manos y si bien eran previsibles los pataleos de quienes establecieron las bases en los últimos años y que se vieron desplazados por acuerdos y decisiones cupulares, parecía que se habían conciliado las cosas y más cuando se percibe una cercana relación entre el virtual candidato a la gubernatura y “El Charly”, a quien se le ubicaba como parte de la cuadra de la exalcaldesa de Hermosillo, aunque por la despedida que dio al par de fugados, todo indica que ya cambió de cuadra. 

Pues no, porque algo pasó que decantó las cosas y ahora habrá que estar pendientes en relación al destino que decidan los cuadros renunciados, sin descartarse que lo hagan hacia MORENA, a partir de que la diputada emecista ha destacado en varias ocasiones como la coordinadora de facto de la bancada de ese partido, además que les caería bien una asesoría de Zavala. 

Pero lo anterior lo decimos como simple especulación al vuelo, porque en términos concretos carecemos de indicios sobre sus planes y nuevos proyectos. 

Comentarios