Slider

Las recetas que no pudieron ser surtidas por falta de medicamentos, podrán ser canjeadas llamando a la línea 800 930 496 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), con el propósito de evitar que adultos mayores acudan a las Unidades de Medicina Familiar (UMF).

Personal de la institución comentó que quienes tengan consulta mensual únicamente para que le surtan receta y den continuidad al tratamiento, pueden llamar a esa línea telefónica para que se les entregue la medicina hasta por tres meses y evitar la presencia física y con ello, el riesgo de contagio.

Al momento de llamar y solicitar el servicio en la UMF, el derechohabiente debe tener a la mano el número de seguridad social, folio de la receta, domicilio y datos del contacto para la entrega de receta.

Unidad de Medicina Familiar IMSS Cd. Obregón.
Comentarios