[smartslider3 slider="3"]

Después de dos días consecutivos de muertes récord por el coronavirus (COVID-19) en Brasil, el presidente Jair Bolsonaro dijo el jueves a ciudadanos que dejen de “lloriquear” y sigan adelante, en su más reciente declaración que minimiza la gravedad de la pandemia y critica las medidas de distanciamiento social de otros países.

Brasil sufre la mayor cantidad de muertos del mundo por el COVID-19 detrás de Estados Unidos, donde el brote está menguando. En cambio, el Gigante Sudamericano enfrenta la peor fase de la epidemia hasta el momento, con un sistema hospitalario al borde de ser sobrepasado y mientras Jair Bolsonaro ignora la emergencia.

“Basta de quejas y lloriqueos. ¿Cuánto tiempo más durará el llanto? ¿Cuánto tiempo más te quedarás en casa y cerrarás todo? Nadie puede soportarlo. Lamentamos las muertes, otra vez, pero necesitamos una solución”.

Comentarios