Slider

Por un duro desafió pasaron los cirujanos del UC Davis Children’s Hospital, en Sacramento California, luego de un maratónico procedimiento de 24 horas continuas operando. La misión: separar exitosamente los cráneos de dos gemelas que nacieron unidas.

Abigail y Micaela nacieron en el Hospital de Niños de UC Davis el 30 de diciembre de 2019 y pasaron siete semanas en la Unidad de Cuidados Intensivos Neonatales (UCIN) antes de irse a casa. El motivo… nacieron con sus cráneos pegados. Una complicada situación.

Durante casi 10 meses, los médicos practicaron simulaciones en modelos 3D para prepararse ante numerosos escenarios que podrían ocurrir, incluidas las vías respiratorias comprometidas o los pulmones colapsados. También utilizaron la realidad aumentada para estudiar los vasos sanguíneos que deberían desenredarse y separarse. Lo estudiaron todo.

En junio, un equipo de cirugía plástica colocó expansores de tejido de diseño personalizado debajo de los cueros cabelludos, para que la cabeza de cada niña tuviera suficiente piel para cubrir sus cráneos después de la operación.

Comentarios