Slider

Este domingo 7 de febrero se disputará el Super Bowl 2021 y por lo general los aficionados preparan diversos alimentos, por ello, el doctor Diego Balcón Caro, Coordinador de Programas Médicos en el Área de Nutrición y Salud del IMSS, señaló se debe evitar la comida en abundancia, especialmente de aquellas con alto contenido en grasas y azúcares, así como el consumo de bebidas alcohólicas en exceso.

Una rebanada de pizza de pepperoni tiene 380 kilocalorías (kcal) y se puede cambiar por un taco de pechuga de pollo asada, que contienen 109 kcal.

Otro de los alimentos que se podría ingerir al presenciar el partido por TV es quesadillas con queso Oaxaca y guacamole, dos piezas, tienen 541 kcal, se puede cambiar por dos quesadillas, pero con queso panela y salsa pico de gallo, que contienen 259 kcal.

Las papas fritas, unos 18 gramos contienen 100 kcal, se puede cambiar por chips de manzana al horno y unos 100 gramos tienen 52 kcal.

Otro de los platillos acostumbrados son las alitas de pollo a la barbecue, una pieza de 80 gramos, tiene 158 kcal, se pueden sustituir por rollitos de pechuga de pavo, tres rebanadas con 40 gramos de queso panela que equivalen a 93 kcal.

El doctor Balcón Caro, del IMSS, exhortó a la población a realizar un deporte que les guste y no sólo verlo en la pantalla; no relacionar las actividades deportivas con el consumo de alcohol, y comer bien y saludable previo a la reunión para evitar saciar el hambre con botanas.

Comentarios