Realidades

282
0
-_728X90
720x90
Capturadepantalla2023-02-13alas213814
Capturadepantalla2023-02-13alas214531
Capturadepantalla2022-09-12alas043937
Capturadepantalla2023-02-13alas215907
Capturadepantalla2023-02-13alas220711
previous arrow
next arrow

Entretelones
Samuel Valenzuela

Samuel Valenzuela

Mucha lija nos podemos dar por la celebración en Hermosillo, de la décima segunda Sesión del Subcomité de Acuicultura de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO, por sus siglas en inglés), evento de primer mundo que reúne a más de 120 delegados de 60 países.

Impecable la organización y el escenario por parte del equipo del comisionado nacional de pesca, Octavio Almada Palafox, que ya después nos enteraremos de los saldos de las mesas de análisis sobre la problemática actual, retos y perspectivas de esa estratégica actividad económica en la que Sonora ocupa el primer lugar nacional.

Con más de mil 200 kilómetros de litoral y colindancia con el Mar de Cortés, particularmente desde bahía Kino hacia el sur han proliferado las llamadas unidades de producción acuícola dedicadas al cultivo del codiciado camarón blanco para colocarlo en el mercado norteamericano, con volúmenes de producción superiores a las 75 mil toneladas, con alrededor de 25 mil empleos directos generados.

Qué hay detrás de la acuicultura.

Dichas realidades son más que suficientes para que la ONU-FAO seleccionara al estado de Sonora como la sede de la XII reunión del subcomité de acuicultura, en el marco del propósito macro de profundizar en el conocimiento de una actividad estratégica para combatir el hambre en el mundo.

Desde hace algunos años en Sonora se potenció el cultivo de camarón y solo con darle un vistazo al mapa costero de la entidad, uno se da cuenta de que de Bahía Kino hasta antes de Guaymas y después de territorio yaqui hasta los límites con Sinaloa, gigantescas granjas dominan el panorama, en su mayoría propiedad de particulares.

Sabemos de otras realidades de la actividad acuícola en la entidad y si bien no se refieren a las responsabilidades de CONAPESCA, muestran que no todo es color de rosa, ya que se presentan evidentes omisiones en materia de sustentabilidad por la contaminación que se deposita en el mar; en muchos casos no se tienen antecedentes de manifestaciones de impacto ambiental en la devastación de cientos de hectáreas; la intensa rotación de personal y cotidiana violación de derechos laborales, sin que tengamos idea si tales puntos fueron abordados en las mesas de la reunión en Hermosillo.

Un aspecto muy importante en el acelerado desarrollo de la acuicultura en Sonora es el desplazamiento de comunidades pesqueras, de la compra de derechos a cooperativistas por parte de particulares a precios de risa y la desaparición de esos colectivos, como son los casos de Punta Baja, Cardonal, Tastiota, entre otras que ahora están asentados en el Choyudo, cuya ubicación y entorno orográfico evitó ser víctima de la depredación desarrollista de los empresarios.

Parafernalia acuícola.

Solo escribimos de lo que nos han platicado y visto y sabe si la SEMARNAT, PROFEPA e instancias del gobierno de Sonora también dispongan esa información, que incluye además la posibilidad de que esa infraestructura costera, algunas muy sofisticadas, sean parte de la cadena de transporte de drogas hacia el mercado de los Estados Unidos, a través de embarcaciones ultrarápidas que surcan el Pacífico.

Como sea, entre la parafernalia del foro nos llama la atención la presencia como invitados especiales de autoridades de pueblos originarios como seris y yaquis, cuando en sus territorios no se advierten indicios de actividad acuícola, quizás porque particulares no les han llegado al precio o el gobierno no les ha dado los apoyos necesarios.

De todas formas, en el foro de referencia hubo un evento especial denominado Mujeres en la Acuicultura; Desafíos y Oportunidades, que incluyó la presentación de una productora Maya y una empresaria del sector radicada en Baja California.

La otra parafernalia fue la presencia del canciller Marcelo Ebrard ante las representaciones de 60 países del mundo, lo cual le dio carácter institucional a su visita a Sonora, en cuya agenda el evento principal fue la presentación de su nuevo libro, convertido en un mitin político electoral, en el marco de las descaradas campañas adelantadas que despliegan las corcholatas de MORENA ante la complacencia de las autoridades electorales y de la secretaría de la función pública y contralorías estatales, ante el evidente desvío de recursos públicos para ese activismo partidista.

Estupideces frente a gloria deportiva.

Por otra parte, inconcebible en tiempos normales la visceral respuesta de la titular de la CONADE, Ana Gabriela Guevara, al premiado equipo de nado sincronizado que representó a México en el mundial celebrado en Soma Bay, Egipto, que se trajo tres medallas de oro y una de bronce, quienes fueron víctimas del vituperio y maledicencia de la otrora reconocida velocista nogalense.

La reacción de la plusmarquista pinta de cuerpo entero la torpeza y el bajo perfil de la representación del deporte mexicano en manos de una señora que desde al arranque de su gestión se le han documentado innumerables actos de corrupción y que ha desplomado los resultados de deportistas mexicanos en las diferentes disciplinas.

Desde el presidente Andrés Manuel López Obrador que consideró innecesarios apoyos especiales para las nadadoras porque parte de esa delegación que puso en alto el nombre de México en esa justa internacional son miembros de la SEDENA, hasta a mentada señora y sus estupideces ya muy publicitadas, desnuda la rusticidad de cómo el deporte mexicano está en las peores manos.

Alegar adeudos del pasado de la federación de nado o de deportes acuáticos; considerar que por ser asalariadas de una institución de gobierno y asegurar que las medallas ganadas no son reconocidas por la CONADE por gastos no comprobados de hace cinco años, representa una soberana estupidez que no debería ser tolerada.

En cualquier parte del mundo dicha actuación deriva en la destitución inmediata de quien protagonice esos atrevimientos, pero en México eso no ocurre porque la señora esa tiene patente de corso para hacer lo que le de la gana con miles de millones de pesos, en el marco de un histórico contrasentido que tiene postrado al deporte mexicano de alto rendimiento, luego de los antecedentes de su activismo en favor de quienes tenían que rascarse con sus propias uñas por falta de apoyo gubernamental.

Gustavo R. Salas Sánchez.

Como corrupta, mezquina y miserable es calificada la sonorense luego de sus desatinos y entre las patas se lleva al presidente quien también salió con pendejadas al justificar el que la participación en Egipto de las premiadas deportistas, dos entrenadoras y un fisiatra, fue financiada por la Fundación Telmex-Telcel, luego de la negativa de apoyo de la CONADE, además de vender trajes de baño y realizar diversas actividades para costear su viaje y participación.

“Por mí, que vendan calzones, trajes de baño, Avon o Tupperware… pero ellas y sus entrenadoras son deudoras. Les hemos dado 40 millones de pesos y no los han justificado”, dijo la atarantada funcionaria federal al descalificar las medallas obtenidas por ese presunto adeudo de directivos, no de ellas.

Mientras tanto, tal como era de esperarse dado el perfil del propuesto, la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales del Congreso del Estado, aprobó por unanimidad la propuesta enviada por el gobernador Alfonso Durazo Montaño para que Gustavo Rómulo Salas Sánchez sea el relevó de Claudia Indira Contreras en la Fiscalía General de Justicia del Estado.

Dado el simplificado trámite luego de la reforma del 2021, era de esperarse que no hubiera ningún atorón a dicha propuesta del ejecutivo, para que el miércoles próximo, en sesión extraordinaria, el pleno de la legislatura apruebe dicho nombramiento y asuma tan delicado cargo alguien al que además su currículum de alto perfil es reconocido por sus habilidades en el espionaje y experto en labores de investigación de delitos.

Reconocimiento a Adrián Manjarrez Díaz.

En tanto, por rumbos del PRI se mantiene la intención de otorgar reconocimientos a militantes históricos de ese partido, tocando ahora recibirlo el reconocido ciudadano de Cajeme y amigo de este espacio, Adrián Manjarrez Díaz, a quien el dirigente estatal Rogelio Díaz Brown junto a la Fundación Colosio le organizó un homenaje por sus 54 años como miembro del tricolor, con emotivos chorizos de Miguel Ángel Murillo, Bulmaro Pacheco y el mismo Roger.

Tenemos muchos años de conocer a quien durante el padrecismo fue objeto de feroz campaña luego que como notario público dio fe de acuerdos de asambleas de productores agrícolas del sur de Sonora en donde se interpusieron recursos ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación por la autoritaria y corrupta construcción del acueducto independencia.

Luego fue delegado de la Secretaría de Gobernación en Sonora y actor importante durante muchos años en las definiciones de su partido, siempre respetado por sus compañeros de partido y sus conciudadanos, sin encontrarle deslealtades ni gatopardismo por circunstanciales condiciones políticas, muy distinto el caso al recientemente objeto del mismo reconocimiento, Jesús Enríquez Burgos.

Comentarios