Memorial al nunca más

102
0
Slider

Hermosa e imponente la escultura erigida en memoria de las víctimas de la masacre de hace poco más de un año en un paraje del municipio de Bavispe, que fue inaugurado este jueves por la gobernadora Claudia Pavlovich y el presidente Andrés Manuel López Obrador. 

El asesinato de tres madres de familia y seis niños y niñas puede considerarse como el más atroz daño colateral en Sonora, de la guerra en proceso entre bandas del crimen organizado y doloroso saldo de la incompetente estrategia del gobierno federal para enfrentarlas. 

Se supone que ya avanza la procuración de justicia para las familias LeBarón-Langford-Miller-Johnson, en indagatoria a cargo de la Fiscalía General de la República, en tanto que ya quedó listo el Memorial en las inmediaciones donde ocurrió la masacre, en una brecha de la comunidad de la Mora. 

“Tragedias como lo ocurrido en Bavispe hace un año no deben olvidarse nunca para que jamás se repitan y, para que este dolor no sea en vano, antes que nada la justica, la prevención y la lucha contra la impunidad”, expresó la mandataria sonorense en su mensaje antes de develar junto al presidente, la placa alusiva donde están los nombres de las víctimas. 

La gobernadora en La Mora

Dicho monumento realizado por Marlon Balderrama, se inspira en el contenido del libro mormón, el Árbol de la vida, con un ángel en lo más alto tocando una trompeta hacia el este, así como con las figuras de las víctimas, que sobre un tronco como base, tienen ante sí la senda que lleva al cielo y a la resurrección, tal como es la base de esa religión. 

En la placa develada están Rhonita Maria Miller (30 años), Howard Jacob Miller, Jr. (12 años), Krystal Bellaine Miller (10 años), Titus Alvin Miller (8 meses), Tiana Gricel Miller (8 meses), Christina Marie Langford Johnson (29 años), Dawna Ray Langford (43 años), Trevor Harvey Langford (11 años), y Rogan Jay Langford (2 años). 

Alguna vez iremos para contemplar de forma presencial esa escultura que se ve hermosa en fotografías y que como bien dijo la gobernadora, debe ser una insignia en contra del olvido para que la tragedia no se pierda en el tiempo y recordatorio permanente para que hechos como ese nunca vuelvan a ocurrir. 

No tenemos idea de los avances de la indagatoria para dar con los autores materiales e intelectuales de la masacre, información que se supone dio el presidente en reunión privada con representantes de las familias agraviadas, que si no les satisfacen, seguramente lo pondrá de manifiesto en poco tiempo el más bragado de ese clan, Adrián Lebarón

Para no olvidar

De algo de consuelo debe servir ese memorial, pero lo más importante es que los responsables de esos crímenes no queden impunes y que se establezcan las bases para que miles de familias de comunidades de la sierra sonorense realicen sus actividades sin traer el alma en un hilo, ya que como se sabe, resulta notable la presencia de bandas del crimen organizado y más notable la ausencia de autoridad en toda esa región, y nos consta de forma sobrada. 

Por poco se nos pasaba, pero el presidente también dio un mensaje en esa ceremonia, pero más de lo mismo al reiterar la buena coordinación entre su gobierno y el de Sonora y reconocer la gestión de la gobernadora. “Nos ha estado apoyando, hemos trabajado de la mano con su gobierno”, dijo. 

Mientras tanto, acá en Hermosillo el candidato de MORENA al gobierno de Sonora, Alfonso Durazo Montaño se convirtió en un estorbo inamovible para cientos de hermosillenses que circulan por rumbos del Centro Histórico Capitalino, cuando medio centenar de sus chalanes montaron un estudio en plena Plaza Hidalgo un estudio para videograbar un spot publicitario. 

Con el apoyo de unidades de la policía municipal se cerró el tráfico por la calle Obregón y prácticamente pusieron cercaron ese emblemático lugar, con guaruras y “auxiliares” que pretendieron evitar el paso de personas, así como que se tomaran videos de esa faramalla. 

Adrián LeBarón

Por supuesto que tal prepotencia fue causa de enojo de quienes por motivos de trabajo o de actividades cotidianas deben acudir a oficinas y centros de trabajo, sin que tengamos idea a quién se le ocurrió tamaña estupidez en un día laboral y en horarios de trabajo. 

Todo indica que Durazo Montaño carece de sentido común y el mínimo respeto para la gente y que Hermosillo y Sonora son tierra de nadie para hacer lo que le dé la gana, y lo más grave es que esto apenas empieza, en un contexto donde se imponen sus arraigadas costumbres guachas, chilangas, y que se manifiestan hasta en sus discursos. 

Frente al enojo por la ocupación de un lugar público de parte de esa caterva de sonidistas, iluminadores, maquillistas, guionistas, edecanes, guaruras y efebos, el único que respingó en su defensa fue el delegado, Jesús Valencia, que por sus argumentos, inferimos que debió andar amanecido y todavía ebrio o drogado y que por la evidencia gráfica que acompañó las denuncias, su retobo debió hacerlo desde su depa fifí en la Ciudad de México.  

Cuidan que nada perturbe el spot de Durazo

A propósito de estorbos y sin salirnos del rumbo, vaya el papelito de la Sección 54 del SNTE al colocar en el mero paso de esa plaza, tamañas letrotas como si ese espacio público fuera propiedad de ese gremio magisterial. 

Raymundo Lagarda Borbón, dirigente de esa organización deberá aplicar el rigor a quienes en la penumbra se aventaron el tiro de erigir esos estorbos que obstruyen el paso peatonal sin cumplir con el reglamento de construcción referente a la modificación de espacios públicos. 

Increíble el que por esos rumbos hayan creído que era suficiente la autorización del cabildo de Hermosillo para erigir un monumento alusivo al aniversario de esa sección magisterial y aventarse un tiro de construir ese adefesio en un entorno patrimonial público e histórico, el cual sin duda supera con mucho los 6 metros cuadrados concesionados por el cabildo durante un año. 

Lo bueno es que el titular de CIDUE, Pablo Oscar Audelo ya ordenó el retiro inmediato de esas estructuras, ya que no reúne criterios de respeto al entorno patrimonial arquitectónico y además genera problemas para peatones y personas con discapacidad.   

Estorbo magisterial

Y de seguidilla con estorbos, tanto Durazo como los de la SNTE-54, debieran entender que los ciudadanos comunes mortales no tenemos porqué ser afectados por sus obsesiones políticas ni por sus ansias de lucimiento y al igual debería ocurrir con el grupúsculo de transportistas que creen que bloqueando calles y avenidas lograrán restituir su ineficiente actividad. 

De mala entraña quien mueve a esa caterva de supuestos choferes y concesionarios al insistir en plantarse frente a la casa de la gobernadora o bloquear el tránsito sobre la intersección más concurrida de Hermosillo, acciones que perpetran presionados por quienes usufructuaban sus concesiones a cambio de una módica renta. 

Comentarios